Casa ecológica pasiva en kit armada en Wisconsin

Una vivienda que se reconoce inmediatamente desde la calle con su tono púrpura y marcos verde fluorescente en las aberturas.

Ubicada en un vecindario tranquilo, en una área productiva y muy bonita de Wisconsin, a algo más de una hora de la fantástica Taliesin House de Frank Lloyd Wright.  

Se trata de una casa que se distingue no sólo por su colores exteriores y los paneles solares instalados en el techo, o los parasoles, también por las grandes aberturas en las dos plantas.

Ya desde el exterior se puede hacer uno la idea de lo que va a encontrar adentro, una casa llena de luz natural. La propietaria desciende de holandeses y fineses por lo que tiene motivaciones por el diseño y varias ideas las volcó en su casa.

Fachada de casa ecológica pasiva pintada de púrpura y verde fluorescente
Fachada de casa ecológica pasiva pintada de púrpura y verde fluorescente

Es una vivienda cálida y aireada,  incluso con temperaturas exterior frías.  Las paredes exteriores tienen un grosor de 18 pulgadas (45,72 cm) y retienen la temperatura interior, no permiten que se pierda.

Amplias aberturas en la fachada
Amplias aberturas en la fachada

En invierno se calienta con cuatro calefactores que consumen combinados apenas 1.300 W. Casi todo el interior tiene mobiliario reciclado, adquirido en remates, ventas de yarda, o de madera de fuentes boscosas sustentables.

Perspectiva de la fachada con el acceso
Perspectiva de la fachada con el acceso

Las baldosas están hechas en parte con tierra y trozos de inodoros de porcelana.

Perspectiva del porche separado a un lado
Perspectiva del porche separado a un costado
Fachada del acceso y el porche a un lado
Fachada del acceso y el porche a un lado

Es una casa que conserva, agua, energía, y espacio en cada rincón. En adición a bibliotecas y estantes, hay espacio para almacenaje debajo de los escalones.

Acceso a la casa
Acceso a la casa

En lugar de tener un sótano, la propiedad cuenta con una construcción accesoria, separada, como un porche cerrado, que sirve tanto para almacenar como recibir huéspedes, por idea tomada de la tradición sueca, la stuga (casa de campo). Incluso cuenta con un espacio debajo para guardar vinos y vegetales.

Otra vista de la fachada que da a la calle
Otra vista de la fachada que da a la calle

Esta construcción está conectada a la casa principal por un corredor, completado con una ducha exterior.

El interior de este espacio adicional es calentado por una salamandra que quema madera, y se usa solamente cuando es necesario.

Vista de un sector de la sala de estar
Vista de un sector de la sala de estar
Sala de estar en la casa principal
Sala de estar en la casa principal
Vista desde la sala a la cocina
Vista desde la sala a la cocina

Es algo complicado alcanzar estándares tan altos de Casa Pasiva, especialmente al norte donde el clima es muy frío, pero esta casa ha sido certificada por el  German Passivhaus Institute, y esto es una verdadera garantía de que esta construcción lo logró.

Rincón en la sala
Rincón en la sala y comedor

La casa se adquiere en kit que adhiere a elevados estándares, se llama NewenHouses, es de 80 a 90% más eficiente que una casa estándar americana.

 

Un próxima generación de estos kits promete alcanzar los estándares más rigurosos.

Cocina
Cocina completamente instalada
Isla de la cocina
Isla de la cocina con encimera de piedra y desayunador
Vista interior
Vista interior

El objetivo de la diseñadora fue lograr una casa pasiva eficiente con una construcción residencial pequeña y esta casa lo es para los estándares norteamericanos. Una casa pequeña usa menos energía.

Dormitorio principal en la planta superior
Dormitorio principal en la planta superior

NewenHouse es el nombre del proyecto ofrecido en kit de construcción, y esta es una de las primeras casas levantadas en Wisconsin.

Los fríos invernales en el estado son más intensos con el cambio climático, pero quienes habitan esta casa han logrado que es un confortable y cálido refugio.

Dormitorio de los niños
Dormitorio de los niños

Son 970 pies2 cubiertos (90,12 m2) sometidos a intensas nevadas y helados vientos invernales, pero esta casa usa menos energía que la necesaria en un secador de cabello.

Mientras afuera la temperatura baja a 30ºC bajo cero, en el interior es posible disfrutar de 20 a 30ºC sobre cero.

Interior de la construcción agregada
Interior de la construcción agregada
Un rincón en el porche adicional
Un rincón en el porche adicional

El costo de esta vivienda es de 175 dólares por pie2. Un m2 tiene 10,76 pies2, por lo que son 1.883 dólares por m2. Y este valor corresponde a una nueva generación, más eficiente, con el porche adicional y los paneles solares.

Sector del baño construido con materiales reciclados
Sector del baño construido con materiales reciclados

Tanta eficiencia en el uso de energía se debe en buena medida al aislamiento en los gruesos muros, y en que el aire interior no se fuga por lo que tampoco se escapa el calor de los ambientes. Las ventanas tienen triple capa de cristales, igual las puertas al exterior.

Esta es un casa muy bien diseñada, algo excepcional. En poco tiempo habrá tres modelos disponibles en el mercado, todos por debajo de 1.000 pies2. La casa está en Viroqua, ciudad en Vemon County, Wisconsin.

Fuente reportaje en inhabitat.com

Editado por Héctor H. Zorrilla.

Este sitio se complementa con el blog, que usted puede consultar desde la imagen vinculada a la derecha abajo. Lo publicado es para divulgar e inspirar, no se brindan servicios de arquitectura.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *